Franco Vázquez del Sevilla FC ante el RC Celta
Previa

BUSCANDO EL PÓKER DE VICTORIAS PARA SEGUIR ESCALANDO POSICIONES

Después del traspiés europeo, el Sevilla FC busca irse al segundo parón de la temporada con una balsámica victoria que además le permita seguir en la estela de los primeros clasificados. La recuperación física tras el viaje a Rusia será clave para intuir el once inicial

Aparcada Europa hasta dentro de tres semanas, al Sevilla FC aún le resta un último esfuerzo esta tarde, antes de que los cinco internacionales se marchen a sus países y que el resto de la plantilla pueda trabajar durante la semana sin la exigencia de la competición a cortísimo plazo. Y es que así es el calendario para los equipos que disputan competición europea, lo que impidió que el equipo pudiese trabajar para enfrentarse al RC Celta hasta la misma mañana de ayer sábado. Es por tanto vital conocer cuál es el estado de los jugadores empleados en Krasnodar, vara de medir imprescindible para que Pablo Machín pueda elegir un once de garantías ante los vigueses.

Por mucho que la derrota del jueves pueda pasar factura anímica, lo cierto es que la clasificación de LaLiga sigue permitiendo esbozar una sonrisa, lo que motivará y mucho al grupo para seguir escalando. Sólo ya con los dos gigantes por delante, tres puntos este domingo significarían un increíble respaldo para el próximo pack de encuentros, que comenzará nada menos que con la visita al Camp Nou a la vuelta de los partidos internacionales. Eso sí, para seguir ahí en la brecha habrá que superar a un equipo siempre complicado y que no tardó en llamar la atención en este arranque liguero. A las órdenes del argentino Antonio Mohamed, el Celta empezó con un ilusionante siete de nueve el torneo, aunque poco a poco ha ido perdiendo fuelle.

Tras acumular un siete de nueve inicial, el Celta acumula cuatro jornadas seguidas sin ganar

De hecho en las cuatro últimas jornadas no ha conseguido vencer, acumulando una derrota en Girona y tres empates consecutivos frente al Real Valladolid, el Valencia CF y el Getafe CF. Un equipo al que el Sevilla se le había venido dando bien en los últimos años, con seis partidos consecutivos sin perder en todas las competiciones -cuatro victorias y dos empates- que se rompieron de raíz al final de la pasada campaña, cuando a las órdenes de Vincenzo Montella, el equipo cayó goleado en Balaídos por 4-0 con hat-trick de Iago Aspas. El atacante será sin duda y como siempre, una de las principales bazas de los gallegos en el ataque. El que no podrá ser de la partida es el danés Mathias Jensen, con un problema muscular de última hora, lo que podría dar la alternativa a un Emre Mor ya recuperado de su proceso gripal.

Mathias Jensen se ha caído de la lista de Mohamed por unos problemas musculares

Se miden curiosamente los dos equipos que más minutos acumulan por delante en el marcador en este arranque liguero, con 261 minutos para los nervionenses y siete menos para el Celta. Una circunstancia que se puede elevar al título de curiosidad pero que también, al menos en el caso del Sevilla FC, tiene su explicación clara. Y es que además de contar con el máximo goleador del torneo -sólo Messi ha rematado más a puerta que André Silva- el equipo de Machín es el que más acierto ante la portería rival ha acreditado hasta el momento. 16 tantos con 102 remates hacen un porcentaje del 15,7%, inalcanzable para cualquier otro conjunto de Primera División.

A todo esto hay que sumar que el Celta, aunque rompió esa dinámica en su segunda salida del presente ejercicio en el Ciutat de València, no está teniendo demasiada fortuna a domicilio en la última época. En los once últimos duelos como visitante acumula dos empates, ocho derrotas y la comentada victoria por 1-2 ante el Levante UD, por lo que los celestes intentarán asaltar un Sánchez-Pizjuán en el que vienen de caer goleados consecutivamente el Standard de Lieja y el Real Madrid. El silbato en esta ocasión será para el asturiano Pablo González Fuertes, que afronta su segundo año en Primera y el segundo partido sevillista, tras el 2-2 en Nervión ante el Villarreal la pasada temporada con expulsión de Ben Yedder incluida.

Departamento de Comunicación