Previa del partido de Copa del Rey entre el Bergantiños FC y el Sevilla FC
Previa

RIAZOR, KILÓMETRO 0 DE UNA COPA DEL REY QUE NO DA SEGUNDAS OPORTUNIDADES

El Sevilla FC debuta en la tercera competición de esta temporada ante un Tercera División en problemas clasificatorios pero con la inevitable incertidumbre del partido único

Muchos demandaban más emoción en la Copa del Rey y sin duda la van a tener con el nuevo formato. Llega la competición del K.O. para el Sevilla FC y para ello el equipo se desplaza a La Coruña. Tras varios días de incertidumbre y cierta polémica mientras se decidía el escenario del encuentro, finalmente el Deportivo cedió el Municipal de Riazor para la disputa del encuentro. Con ello, el equipo sevillista regresará al recinto coruñés por primera vez desde abril de 2018, cuando empató sin goles en la recta final de la campaña 17/18. Ahora las cosas son muy distintas, tanto para el propio Dépor como por los motivos que llevan al club nervionense al campo blanquiazul.

Y es que la imposibilidad de acoger el choque en su estadio de As Eiroas, hace que el Bergantiños FC se mida por primera vez al Sevilla FC en la capital de su provincia. Aún así serán muchos los autobuses que se desplacen desde Carballo, recorriendo los apenas 36 kilómetros que separan ambas ciudades. Como es lógico y pese que cuenta con 96 años de historia, el Bergantiños afronta uno de los días grandes de toda su trayectoria, que cuenta con dos campañas en Segunda B -finales de los años 80- como mayor hito. Eso sí, la pasada campaña rozaron la posibilidad de regresar a la categoría de bronce. Después de subcampeonar en el grupo gallego de Tercera, superaron al Covadonga asturiano en la primera ronda y cayeron en la segunda ante el Villarrubia manchego, rival que acabó ascendiendo y que este domingo visitará al Sevilla Atlético.

Tras ser subcampeón de Tercera el pasado año, el Bergantiños marcha ahora tres puntos por encima del descenso

Eso sí, las cosas marchan de forma muy distinta en este ejercicio para los carballenses, que hace unas semanas ocuparon incluso puestos de descenso a la Preferente de Galicia y que ahora mantienen apenas tres puntos de ventaja con la zona de peligro. Este pasado fin de semana no lograron pasar del empate sin goles a domicilio, en su partido ante la UD Paiosaco. Esta irregular trayectoria para un equipo confeccionado para el ascenso, ha hecho que hace apenas un mes tomase las riendas del equipo Borja Facal, jugador que colgase las botas el pasado año y que hasta su salto al primer equipo dirigía al Juvenil B del Bergantiños. El equipo menos realizador del grupo I de Tercera, con la reconducción de la situación liguera aún pendiente, afronta una cita de máxima ilusión no sólo para el vestuario sino para toda la comarca.

En noviembre llegó al banquillo gallego Borja Facal, quien fuera jugador del equipo hasta la pasada campaña

Y aunque el rival es potencialmente inferior, Julen Lopetegui no se fía de esta nueva Copa del Rey. Por ello, a diferencia de lo que ocurriese en los últimos duelos europeos, se lleva a La Coruña a una expedición repleta de jugadores de la primera plantilla. De hecho, entre los 20 citados, sólo Pepe Mena pertenece al Sevilla Atlético. Es cierto que puntales de la plantilla como Diego Carlos, Jesús Navas o Fernando se han quedado en Sevilla, pero ya avisó el vasco de que el once que salte mañana en Riazor será de lo más reconocible. Con Ocampos ya de vuelta tras la sanción, el único que se pierde el choque por obligación es Nolito, que sigue arrastrando molestias.

Tras el aluvión de 25 partidos coperos este martes, uno de los primeros partidos del miércoles será el de Riazor, que dará comienzo a las 18.00 horas y podrá verse en abierto en Cuatro. El colegiado asturiano Pablo González Fuertes será el encargado de dirigir el encuentro y hay que recordar que no habrá VAR, pues en la Copa del Rey esta temporada estará implantado a partir de los octavos de final.

Departamento de Comunicación