Primera entrevista de Thomas Delaney como jugador sevillista
Primer Equipo

DELANEY: "LA ELIMINATORIA DE CHAMPIONS ME DEJÓ CLARO QUE EL SEVILLA ERA UN BUEN DESTINO PARA MÍ"

El danés habla de su rol sobre el césped: "A algunos les gusta verme como medio de contención y otros me ven como un "box to box", pero puedo hacer ambas cosas"

Thomas Delaney ha ofrecido sus primeras palabras como jugador sevillista en una entrevista para los medios oficiales. El danés habló, en primer lugar, de su primer día en su nueva casa: "Es un día estresante, con reconocimientos médicos, firmas, todo el papeleo… pero es un día bonito. Estoy orgulloso de estar aquí, es un honor y tengo muchas ganas de que esto empiece lo más pronto posible".

La negociación se alargó quizás más de lo que él habría deseado, pero se queda con el final feliz: "Es complicado, por supuesto. Tu entorno se entera de cosas, tú también… Al final ambas partes llegaron a un acuerdo tras haber estado negociando un tiempo, y bueno, se llegó a un buen acuerdo para las tres partes implicadas. Todos estamos muy contentos porque hoy pueda estar sentado aquí. Es verdad que es un día estresante, como comentas, pero esto es parte del juego y yo estoy contento por ser parte de él".

Además, reconoce que lleva tiempo estudiando a su nuevo equipo: "Sí, he visto los dos últimos partidos. Tengo muchas ganas de aprender más sobre mis compañeros y entenderme bien con ellos. Las expectativas son altas en este equipo. Es un gran club. Todo el mundo lo sabe y formar parte de ello me hace muy feliz". Además, está en contacto con Lopetegui: "Hablé con él antes de venir aquí. Me he metido de lleno desde el inicio. Él estaba allí también y ha sido una alegría verle. Conocer a todas las personas del club es bueno. He charlado ya con los fisios y la verdad es que tiene todo muy buena pinta. Estoy contento, quiero empezar ya".

"Hablé con Lopetegui antes de venir y fue una alegría verle ayer. Estoy contento y quiero empezar ya"

Se habla de él como un centrocampista polivalente y así se define: "Soy mediocentro. A algunos les gusta verme como medio de contención, otros me ven como un "box to box". Puedo hacer ambas cosas. En mi opinión, creo que aporto lo mismo en ambas posiciones. Aporto intensidad, trabajo duro y honestidad. Ya sabes, juego con el corazón en la mano. Sé que suena a tópico, pero así es como salto al campo. Esa es la base para darlo todo y a mí me gusta cubrir mucho espacio. Y eso creo que es una de los aspectos que el club ha destacado. Cuando nos enfrentamos al Sevilla fue un partido duro. Ambos equipos pusieron todo sobre el césped. El Sevilla fue muy intenso y el Dortmund también".

"Bueno, creo que estoy en mi madurez, pronto cumpliré 30 años, en un mes, y me siento mejor que nunca. Para mí resultaba importante llegar a un club como el Sevilla. Cuando mi agente me comentó la opción, lo puse como prioritario. Es un gran club, con gran reputación internacional y juega la Champions League, por supuesto. Como jugador aspiras a jugar al máximo nivel. Y esto podré hacerlo aquí, en una ciudad increíble, con una gran cultura y un gran club. El conductor que vino a por mí en el aeropuerto no paró de hablarme de cómo fue la temporada pasada, me comentó los jugadores tan buenos y la gran temporada que hicieron el año pasado. Desde que aterricé he notado la ambición que existe. Así que, claro, espero rendir al máximo y estoy aquí para ganar títulos, nada más".

"Cuando mi agente me comentó la opción del Sevilla, la puse como prioritaria"

Su reencuentro con Augustinsson es especial para él: "Sí, es genial. En Copenhague publicaron una entrevista hace tiempo en la que comentaba que coincidiríamos de nuevo un par de veces más. No sé cómo lo sabía, pero al final se ha hecho realidad. Es una gran persona, somos buenos amigos. Un profesional de máximo nivel".

Como el sueco, Delaney también estuvo en el Sánchez-Pizjuán en 2015: "Sí, fue cuando Christian Poulsen estaba en el Copenhague. Tuvo la idea de regresar a su casa y sentirse querido por los suyos de nuevo. Creo que fue así, en cada sitio que visitábamos, la gente solo quería hacerse fotos con él. Y por supuesto seguía siendo el mismo jugador que fue aquí. Un jugador con carácter, un gran líder, para mí también ha sido un chico en el que me apoyé en muchas situaciones. Aquí nos llevó a comer juntos, nos enseñó la ciudad y luego fuimos a ver el partido. Fue bonito, éramos jóvenes y paseábamos con una leyenda".

"Poulsen nos trajo a Sevilla con el Copenhague, nos enseñó la ciudad y vinimos a ver un partido"

Ya entonces le llamó la atención la afición: "Estuvimos aquí antes de la reforma del estadio. La verdad es que tenía ese ambiente de fútbol clásico, ¿sabes?, hasta la bandera. No recuerdo el partido que era, pero tengo en mi memoria esas imágenes de algunos chicos sentados delante de nosotros cantando, y comiendo algo salado como semillas, no sé qué era. Es como... (-Pipas-) Sí, exacto. Nunca había visto algo así en Copenhague".

Viene de una afición pasional como la del Borussia a otra que no le va a la zaga: "Hay diferencias culturales, pero el amor por el fútbol es el mismo. Para los jugadores ha sido bastante duro, echábamos de menos al sentido de todo esto: los aficionados. Es la base de todo y del deporte. Definitivamente, tengo muchas ganas de sentir el ambiente de nuestro estadio. Me han contado cosas muy bonitas y como he dicho, aquí hay una gran cultura futbolística y un gran derbi, por supuesto. Tengo la suerte de haber disputado el new firm de Copenhague, Brondby – Copenhague. En Bremen, el Nord-Derby, Hamburgo-Bremen. En Dortmund contra el Schalke. Allí se llama el Revierderby. Y ahora el derbi de Sevilla. El otro día pensaba que, en verdad, he sido muy afortunado, he disputado grandes derbis. Así que estoy también deseando jugar el de aquí".

"Hay diferencias culturales con Dortmund, pero el amor por el fútbol aquí es el mismo"

Además, cree que el cruce contra el Sevilla en Champions le animó aún más a aceptar la oferta: "Sí, por supuesto. Tuve una buena sensación al respecto. Me medí a ellos y sentí que podía encajar. Claro que jugar contra el Sevilla no me convierte en un experto en la cultura, el club, la ciudad o el país, para nada, pero pude ver como juegan y me gustó. Fueron muy complicados. Sufrimos mucho. Fue una eliminatoria muy apretada. Aún recuerdo los últimos cinco o diez minutos... Aquello podría haberse decantado para ambas partes. Marcaron dos goles en la vuelta, aquel gol en el último suspiro casi les permitió igualar la eliminatoria. Insisto, todo aquello reforzó mi idea de que Sevilla sería un buen destino para mí".

Por último, dedicó un mensaje para la afición: "Les digo que para mí es todo un honor. Soy un chico humilde de Dinamarca, un país pequeño, y estar aquí es un sueño. Lo veo como un gran paso en mi carrera. Llego a un club con una gran reputación, llego con humildad y listo para dar todo por este club y esta ciudad. Podéis esperar mucho de mí, voy a dar mi mejor versión para lograr victorias. ¿Cómo diría? Cumplir todas las expectativas".

Departamento de Comunicación