Champions en Nervión
Previa

CITA CRUCIAL PARA ENCARRILAR UN CAMINO DE ILUSIÓN Y PRESTIGIO

En algo más de un mes, el Sevilla FC afronta tres choques claves para su futuro inmediato en la Liga de Campeones. El primer paso ante el Olympique de Lyon es el más decisivo

Encuentro de prestigio para la historia del club nervionense. Sevilla FC-Olympique de Lyon es el primer enfrentamiento oficial entre ambos equipos y cita crucial para arrancar un camino de  ensueño que se presenta ilusionante. Es el paso adelante que requiere la senda de la utopía, pelear de una vez por hacerse un hueco entre los grandes del continente. El cuadro lyones es un habitual de la fase final de la Champions, ha estado presente en nueve de los diez últimos cursos, con la excepción del año pasado que quedaron 4º de grupo. Pero fuera de casa baja enteros, al contabilizar sólo tres victorias en sus últimas 15 visitas en el máximo torneo, con tres tablas y nueve derrotas. Los nervionenses han firmado una excelente trayectoria como local en Europa, 14 triunfos en sus últimas 16 citas. Sabe estar a la altura cuando la ocasión lo requiere. El Sánchez-Pizjuán es el plus añadido, un lujo el nº 12, ante el que no se puede fallar.  

 

Primer paso para buscar un hueco entre los grandes, con el lujo añadido del nº 12, ante el que no se puede fallar

 

Tras el digno debut ante la Juventus, ha llegado la hora de que el sello del pentacampeón europeo vuelva a escena y se conjuguen todos los argumentos que requiere una cita de este calibre, es decir, competitividad, seriedad, oficio, convicción y efectividad. El proyecto de Sampaoli tiene la mejor ocasión de dar un golpe en la mesa y ofrecer al sevillismo (el nº 12 por excelencia) una imagen de solidez y profundidad. Cita decisiva -la primera de tres que afrontará en algo más de un mes- ya que el 18 de octubre y el 2 de noviembre se las verá en Nervión y Zagreb, de manera consecutiva, con el Dinamo croata, en teoría el más asequible del grupo y ya con una derrota (3-0) ante los rivales galos de este martes.

Hay que entrar al partido desde minuto 1 y no desistir hasta el 94, la Champions no permite desajustes

 

Pero no adelantemos acontecimientos. Este martes debe ser un día grande. Y en los días  de nivel hay que entrar al partido desde minuto 1 y no permitir desajustes hasta la pitada final. El equipo francés sabe que Nervión es un grado y no hay que dejar que se venga arriba. Sus precedentes (que hoy no cuentan) pueden sonar favorables al equipo local. De sus 11 visitas a España en Champions League, sólo ganó dos; la última en Mestalla en diciembre 2015 (0-2), siendo los únicos dos triunfos (junto al 0-1 en Anoeta) en los que no encajó goles. Sumó seis derrotas. A su vez, la serie de cinco partidos ante equipos galos de los sevillistas no ha sido buena, ya que firmó un solo triunfo ante el Lille (05/06), 2-0, con goles de Kanouté y Luis Fabiano.

 

Al margen de las bajas del rival, el Sevilla debe dar su mejor nivel, para subirse al tren de los pocos elegidos    

 

El plantel lyones viene con algunas bajas, como la de su referencia y estrella Lacazette, unida a las de Rafael, Grenier y Jaliet. Estarán sus goleadores Ferri, Cornet y Tolisso, que además suma dos asistencias en el 3-0 al Dinamo de Zagreb en la primera jornada del grupo. Victoria aparentemente cómoda de los de Bruno Genesio ante los croatas, merced a un buen contragolpe y a una gran efectividad. Esa efectividad en el área rival es la que necesitan los de Sampaoli para materializar en el marcador el alto porcentaje de posesión de balón que se espera en los sevillistas. Un choque atractivo y de prestigio, de los que gusta jugar porque son la razón de ser de un grande y el eslabón que lo conecta con el tren que al que todos quieren subirse y sólo unos pocos son los elegidos en tomar un billete. Es el día.                         

Departamento de Comunicación